ESTAR BIEN PUEDE SER DIFÍCIL

NOSOTROS QUEREMOS HACÉRTELO FÁCIL


Si aún no se encuentra registrado puede hacerlo desde aquí Regístrate
Blog Single

Por qué se produce la ansiedad y cómo debes actuar si te ocurre

Blog Single

22/09/2020

Todos hemos sentido temor o preocupaciones en algún momento, y es algo totalmente normal en la naturaleza humana. Sin embargo, si esto se vuelve constante y se agudizan los síntomas, podríamos hablar de un trastorno de ansiedad, según indica la American Psychological Association (APA). Pero por suerte el diagnóstico y tratamiento es hoy más accesible.

En general, la salud mental es un tema del que cada vez se toma más consciencia. Y si consideramos que de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), cerca del 10% de la población mundial sufre de ansiedad, debemos saber que es algo que podría afectarnos en cualquier momento de nuestra vida y mientras más informados estemos al respecto, mejor podremos afrontarlo.

Posibles causas de la ansiedad

Existen múltiples tipos de trastorno de ansiedad y las causas también pueden ser muy diversas. En la mayoría de casos se puede dar por altos niveles de estrés y preocupación debido a una determinada situación de conflicto como complicaciones financieras o de trabajo. También a raíz de una vivencia traumática o la separación de un ser querido.

En otros casos, la ansiedad puede ser causada por una enfermedad, o como resultado de los medicamentos que se utilicen para combatir a esta. Asimismo, el consumo de alcohol o drogas podría desencadenar en algunos trastornos psicológicos incluyendo la ansiedad.

Te puede interesar: 15 cosas que puedes decirle a un niño que sufre de ansiedad

¿Cuáles son los síntomas más comunes de la ansiedad?

  • Preocupación recurrente. Es una las señales más comunes de la ansiedad, pues genera pensamientos descontrolados en torno a problemas del día a día y te pone en constante expectativa de lo que está por pasar, usualmente acompañado de miedo. Esto puede provocar a su vez falta de concentración.
  • Agitación y nerviosismo. Los efectos de la ansiedad provocan que el organismo reaccione de diversas maneras, algo muy recurrente es la aceleración del pulso, ritmo de respiración, sudoración, temblores y sequedad en la boca. En otras palabras, el cerebro ordena al cuerpo a ponerse en estado de alerta cuando en realidad no hay un peligro real.
  • Fatiga y problemas de sueño. En otros casos, se puede notar una mayor fatiga en el las actividades cotidianas. Esto se puede dar espontáneamente o por efecto de una mala calidad de sueño, ya que la ansiedad también puede provocar que despiertes a mitad de la noche o no logres conciliar el sueño por horas.
  • Pánico y fobias extremas. Los ataques de pánico se presentan como sensaciones de terror repentino por un miedo no provocado, usualmente van acompañadas de reacciones del cuerpo, como agitación, sudoración, falta de aliento, náuseas, entre otros. Y por el lado de las fobias, se pueden relacionar con animales, lugares, objetos o situaciones en particular.
  • Ansiedad social. Otro síntoma común puede ser el temor a las interacciones sociales, por el miedo a ser juzgado, temor a pasar vergüenza frente a otros. Esto genera un rechazo a eventos o actividades donde sea necesario relacionarse con otros. Lo que podría parecer una actitud poco amigable o tímida en ocasiones puede deberse al miedo oculto que tiene la persona.

¿Por qué es importante tratar el trastorno de ansiedad?

Si no se trata adecuadamente, a la larga la ansiedad te podría provocar problemas en el trabajo, con la familia, con los amigos, y en las relaciones de pareja. Por lo general, quienes sufren de ansiedad tratan de evitar las situaciones que la desencadenen, por lo que empiezan a tomar conductas evasivas y no afrontan sus problemas por temor a cómo podrían sentirse.

Además, las personas con ansiedad son más propensas a caer en adicciones como el alcohol o las drogas, o entrar en depresión, con las consecuencias que ello supone. En algunos casos extremos, incluso podrían poner en riesgo su vida.

Como lo indica la APA, el tratamiento efectivo depende de un diagnóstico y tratamiento de parte de un profesional. De acuerdo a lo que el especialista determine, se pueden llevar terapias de conducta, psicoterapia, medicación, u otros, para superar aquello que provoca la ansiedad y llevar una vida normal con salud en todo sentido.

5 formas de reducir la ansiedad en el día a día

Si bien el diagnóstico médico es lo más recomendable, el tratamiento indicado puede acompañarse de algunos hábitos positivos. Y aunque cada cuerpo y mente es distinto, en base a diversos estudios se han comprobado algunas prácticas que a la mayoría de las personas podría resultar un alivio efectivo contra la ansiedad. A continuación algunos consejos del portal británico The Guardian:

  • Ocupa tu mente. Tener demasiado tiempo libre es un escenario propicio para que se genere mayor ansiedad, procura tener una agenda de tareas organizada con actividades que te motiven y así podrás concentrarte en hacer antes que en pensar.
  • Ejercicio. Está ampliamente comprobado el efecto del ejercicio en el estado de ánimo general, pues libera endorfinas y serotonina, provocando una sensación de placer al cuerpo. Además, generan distensión en los músculos y se utiliza energía para conseguir un mejor descanso al dormir.
  • Evita el café y el alcohol. La cafeína actúa como un acelerador de tu cuerpo y si estás ansioso puede empeorar los efectos al darte más energía para gastar en pensamientos y preocupaciones. Por otro lado, el alcohol genera una sensación sedante al inicio, pero cuando se metaboliza vuelven los efectos previos, lo que puede generar una dependencia. 
  • Practica la meditación. Es muy recomendable para despejar la mente y liberar la tensión en el cuerpo. Busca técnicas de respiración que permitan que el oxígeno llegue correctamente a todo el cuerpo, así te sentirás con más energía para tu día a día.
  • Escucha música. Incluso ya en algunos campos de la salud se está experimentando con la música como parte de los tratamientos. Las melodías y efectos sonoros tienen la capacidad de cambiar tu estado de ánimo y generar sensaciones positivas.

 Lee también: Yoga en casa: 8 posturas para aliviar la ansiedad y el estrés del aislamiento social

    Comentarios