ESTAR BIEN PUEDE SER DIFÍCIL

NOSOTROS QUEREMOS HACÉRTELO FÁCIL


Si aún no se encuentra registrado puede hacerlo desde aquí Regístrate
Blog Single

¿Cómo parar el hipo?: Mitos y verdades que encontrarás en internet

Blog Single

Todos alguna vez hemos buscado en Google “¿cómo parar el hipo?”, luego de probar dos o tres técnicas que algún familiar nos juró que si funcionan. Por ejemplo, pegarnos un susto o beber sorbos exactos de agua. Sin embargo es momento de romper la burbuja y comprobar cuáles trucos realmente funcionan.

¿Cuáles son las causas del hipo?

Para comenzar, el hipo es un espasmo (movimiento involuntario) del diafragma (el músculo que usamos para respirar). Ocurre cuando este músculo se contrae de repente, en medio de una inhalación o exhalación. En ese momento se cierran las cuerdas vocales y suena el característico “Hip”.

No hay una causa concreta para el hipo, pero sí suele aparecer en las siguientes circunstancias: 

  • Al beber gaseosas o jugos 
  • Comer demasiado
  • Tragar muy rápido
  • Reír o llorar demasiado
  • Consumir picante
  • Durante cambios repentinos de temperatura
  • Al estar nervioso
  • Al tener irritado el estómago o la garganta

Asimismo, la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), advierte que el hipo puede darse en tres niveles:

  • Agudo o transitorio: El más común, ese que dura un rato y luego desaparece. Puede permanecer hasta 48 horas.
  • Persistente: Que puede extenderse por un mes, aunque es muy poco común
  • Intratable: O diabólico, porque dura por años. De hecho, un hombre llamado Charles Osborne, ostenta el record mundial por tener hipo durante 68 años, desde 1922 hasta 1990.

¿Cómo parar el hipo?:  Mitos y verdades

Ahora vamos a lo importante: ¿cómo para el hipo? ¿cuáles técnicas funcionan realmente?¿es verdad todo lo que dice internet? Nos dimos la tarea de revisar los trucos que recomiendan bloggers y revistas, para contrastar con la opinión de profesionales. Esto es lo que descubrimos.

¿Cómo parar el hipo?: Tapar los oídos y beber con pajita 

Este método es bastante popular y gracioso. Consiste en presionar ambas orejas y beber todo el contenido de un vaso con agua, a través de una pajita, sin interrupciones. Hemos comprobado el tema y resulta que el truco es verdadero.

El 9 de diciembre de 2006, dos investigadores británicos de los Hospitales Gloucester y Worcester, publicaron un artículo en la Biblioteca Nacional de Medicina de los EEUU donde afirman que el método funciona. De hecho, se han publicado varios estudios al respecto.

¿Mito o verdad?: Verdad

Beber del otro lado del vaso 

En el estudio “La cura milagrosa para el Hipo”, que mencionamos en los dos últimos párrafos, también se confirma un segundo método. Se trata de beber agua por el lado contrario del vaso. Al inclinarte poco a poco para no tirar el agua, se relaja el diafragma, normalizando el proceso respiratorio.

¿Mito o verdad?: Verdad

¿Funciona el viejo truco del susto?

Es incierto. No hay estudios científicos que confirmen esta teoría. Lo más cercano a una verificación médica es asociar la hiperventilación producida por un susto con el aumento en los niveles de dióxido de carbono en la sangre. Lo que en teoría interrumpiría los espasmos del diafragma.

Pero no todos los sustos generan esta reacción y tampoco hay especialistas que puedan confirmar esta teoría. 

¿Mito o verdad?: Indefinido

¿Cómo parar el hipo con una bolsa de papel?

cómo parar el hipo

En teoría, respirar lenta y profundamente en una bolsa de papel, ayuda a detener el hipo. Chequeado, un importante medio de fact checking argentino, publicó un artículo interesante sobre este tema. Tal y como explicamos en el caso anterior, la hiperventilación ayudaría con la liberación de dióxido de carbono en la sangre, acabando con el hipo. Y realizar esta práctica definitivamente es una forma de lograrlo. 

¿Mito o verdad?: Verdad

¿Cómo parar el hipo con azúcar y miel?

Según la Biblioteca Nacional de Medicina en Estados Unidos, comer un poco de azúcar granulada forma parte del tratamiento para pacientes con hipo. Básicamente, el azúcar elimina el impulso nervioso causante de los espasmos en el diafragma. También puedes usar una cucharadita de miel en su lugar.

¿Mito o verdad?: Verdad

Pegar un pedacito de papel en la frente con saliva

En Perú, la reacción principal de las madres cuando sus hijos tienen hipo es colocarle un pedazo de papel en la frente, con saliva. Este método responde a creencias místicas, sin ningún respaldo científico. Por lo tanto, calificaremos este consejo como un mito.

¿Mito o verdad?: Mito

Levantar la úvula con una cuchara fría

¿Has leído alguna vez sobre la Teoría de la compuerta o Gate Control Theory? Dos científicos, Melzack y Wall, explicaron que la estimulación de la úvula o nasofaringe distrae al cerebro, lo que automáticamente detiene el hipo. 

De modo que levantar la úvula con una cuchara fría es una de las formas más efectivas de frenar el hipo, al igual que chupar una rodaja de limón o tragar pan duro.

¿Mito o verdad?: Verdad

¿Cómo parar el hipo?: Contener la respiración y beber agua

cómo parar el hipo con agua

En los casos de hipo persistente, algunos centros de salud prueban métodos de estimulación de los impulsos del nervio vago o frénico (uno de los pares craneales más importantes), como masajear los globos oculares, tocarse la oreja con los dedos y contener la respiración mientras se toma agua. Sin embargo, los resultados son variables. Algunos pacientes reaccionan bien al tratamiento y otros no.

¿Mito o verdad?: Verdad, pero no funciona para todos

¿El hipo puede ser grave? ¿Cuándo debo preocuparme?

Finalmente, si el hipo permanece por demasiado tiempo, lo recomendable es visitar a un especialista. Te mencionamos algunos síntomas a los que debes prestar atención, antes de encender las alarmas:

  • Acidez: Una de las causas más comunes del hipo persistente, es la hernia de hiato. Si sientes acidez, probablemente es por el reflujo gastroesofágico, una característica importante de esta condición.

 

  • Dolor de cabeza, vómitos y alteraciones visuales: Si el hipo viene acompañado por alguno de estos síntomas, entonces es posible que estés ante un trastorno del sistema nervioso central. Muchas patologías pueden derivarse de allí, como meningitis, esclerosis múltiple o una enfermedad vascular.
  • Cansancio: Puede deberse al efecto secundario de algún medicamento o al consumo de tabaco

 

  • Dificultad para respirar y presión en el pecho: Puede ser señal de infarto

Ahora que ya conoces todos los detalles sobre cómo parar el hipo, puedes reaccionar mejor a un ataque repentino. Lo importante es que no desesperes, pues en la mayoría de los casos, el episodio dura menos de 10 minutos.

    Comentarios