ESTAR BIEN PUEDE SER DIFÍCIL

NOSOTROS QUEREMOS HACÉRTELO FÁCIL


Si aún no se encuentra registrado puede hacerlo desde aquí Regístrate
Blog Single

¿Qué alimentos comer y cuáles evitar de acuerdo a tu edad?

Blog Single

16/12/2020

Eres lo que comes. En eso se resume lo importante que es alimentarse bien. Pero, ¿qué significa comer bien? No hay una sola respuesta, pues depende mucho de cada organismo. Pero podemos decir que hay una referencia común para todas las personas: la edad. Conforme pasan los años el cuerpo va cambiando, y con ello las necesidades de alimentación.

Por otro lado, hay alimentos que pueden afectarnos de manera negativa conforme avanza la edad. Por ejemplo, puede ser que hoy te des el gusto de comer algunas comidas altas en grasas o dulces que en unos años debas controlar o quitar por completo de tus comidas habituales.

Por eso, aquí te damos algunas recomendaciones que podrían ser muy útiles para cada miembro de la familia, según la Guía de Nutrición de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Etapas de crecimiento

alimentación edad temprana

Infancia temprana

Desde el nacimiento, el alimento más importante es la leche materna, tiene todo lo necesario para el organismo de un bebé y le permite desarrollarse. Ten en cuenta que en esta primera etapa es clave llevar los controles correspondientes con el pediatra, quien aconsejará el mejor momento para ir agregando poco a poco otros alimentos como papillas, frutas o verduras.

Niñez

Cuando el niño/niña ya come por su cuenta es el momento ideal para que pruebe la mayor variedad de frutas, verduras, cereales, legumbres, pescados, carnes, entre otros, siempre consultando previamente al médico especialista. Aquí lo importante es que desde temprano los niños vayan conociendo y acostumbrándose a los nuevos sabores, para que luego no le generen rechazo.

Algo que no es recomendable es asociar a los dulces con premios, sin quererlo podrías fomentar un mal hábito. Puedes darle algún dulce ocasionalmente, pero procura reforzar la idea de la dieta saludable.

Adolescencia

alimentación edad adolescencia

En esta edad ya hay más independencia y decisión en lo que uno come. Un hábito formado en la niñez puede ser difícil de cambiar a este punto, pero no es imposible. En pleno desarrollo físico, el cuerpo necesita más proteínas para formar los músculos, y calcio para los huesos. Por ello, el consumo de lácteos y carnes es muy importante durante esta edad, siempre en una dieta balanceada.

Por el contrario, no es bueno para un adolescente consumir grasas saturadas, dulces, y en general cualquier tipo de comida procesada. Lo complicado es que justamente estos alimentos se presentan como los más atractivos: las gaseosas, comida rápida, o chocolates. Sin embargo, es posible reemplazarlos por versiones saludables como la pizza vegana, barras de cereal endulzadas con miel, o jugos de fruta, solo por poner algunos ejemplos.

A partir de los 20 años

 alimentación edad 20

Te podría interesar: ¿Por qué se sube de peso con la edad?

En esta edad ya somos completamente responsables por nuestra salud y hábitos de alimentación. Además tenemos más actividades en el día, se juntan el estudio, trabajo o reuniones con amigos, todo ello requiere energía extra y una buena base de nutrientes. 

Alimentos recomendados: Lácteos y sus derivados (queso, mantequilla, yogurt), pescado, huevos, vegetales verdes y frutos secos.

Lo que debes evitar: Frituras, bebidas con azúcar, congelados y alimentos procesados.

Durante los 30’s

alimentación edad 30

Es momento de cuidar más la alimentación y el estado físico para evitar futuras enfermedades. Nuevamente aumentan las responsabilidades, en el trabajo o también en casa si tienes hijos pequeños, por lo que suele ser una década donde tendrás momentos de estrés, pero no debes descuidar la salud física ni mental. 

Es importante que hagas el esfuerzo de organizar un menú semanal e incluir todos los grupos de alimentos (proteínas, vitaminas, minerales, carbohidratos, etc.). Procura que el mayor consumo de calorías sea en el desayuno y que tus cenas sean ligeras. 

A esta edad, otro aspecto importante es empezar a cuidar más tu corazón y sistema cardiovascular, para ello recuerda incluir en tu dieta fuentes de omega 3 y grasas saludables.

Alimentos recomendados: Carnes blancas, frutos secos, frutas y verduras variadas, pescado y legumbres.

Lo que debes evitar: Consumir alcohol o tabaco, el cuerpo va sintiendo más sus efectos negativos 

Durante los 40 y 50

alimentación edad 40 50

Lee también: Por qué es importante la vitamina D para los huesos y en qué alimentos encontrarla

Durante estos años suele bajar el ritmo de la rutina diaria, por lo que necesitarás menos calorías. Tu cuerpo comienza a funcionar más lento, y por ejemplo, algunas comidas pesadas podrían provocarte indigestión, por lo debes aumentar el consumo de fibra y antioxidantes. Es decir, aquí las protagonistas en tu dieta deben ser las frutas y verduras. Adicionalmente, el calcio también es clave para evitar el deterioro de los huesos. Y la actividad física se vuelve más importante para mantener la masa muscular.

Alimentos recomendados: Lácteos libres de grasa, y fuentes vegetales de calcio como el brócoli o los garbanzos.

Lo que debes evitar: Comer muchas carnes rojas, pues se vuelven más complicadas de digerir. También evita las calorías vacías como el alcohol y las golosinas.

Después de los 60 años

alimentación edad 60

Es importante que te mantengas en actividad física, así tu cuerpo puede absorber mejor los nutrientes. Sin embargo, tendrás que tener mayor control con las calorías, y por el contrario sumar a tu dieta mucho más calcio, vitaminas y antioxidantes. 

En la etapa de adulto mayor, algunas funciones de tu organismo podrían empezar a tener algunas fallas a causa del deterioro natural, por lo que es necesario que visites al médico para un chequeo general al menos una vez al año. Dependiendo de ello, puede que necesites dejar de consumir por completo algunos alimentos, o añadir algunos suplementos vitamínicos a tu dieta.

Alimentos recomendados: Carnes blancas bajas en grasa, frutas y verduras, cereales integrales y legumbres.

Lo que debes evitar: Las grasas saturadas por cualquier motivo, y otros dependiendo de tu estado de salud. Tu médico será el indicado para señalarte de las restricciones.


Finalmente, recuerda que si tienes alguna condición de salud particular o si piensas hacer un cambio radical en tu alimentación, es necesario que previamente consultes a tu médico para que te indique lo más adecuado, de acuerdo a lo que tu organismo requiera.

    Comentarios