¿Por qué es necesario mejorar las cocinas en zonas rurales del país?

Blog Single

La realidad de las zonas rurales en nuestro país es bastante distinta a la que conocemos en las ciudades más modernas. Algunas de estas diferencias tienen que ver con el tipo de recursos con los que cuentan, pero también con métodos anticuados que podrían estar afectando la salud de nuestros ciudadanos. Un ejemplo es el uso de fogones a base de leña que usan las familias rurales para cocinar sus alimentos. En la mayoría de casos, los integrantes de estas familias sufren de enfermedades respiratorias por las humaredas que se forman al interior de las casas mientras cocinan, lo que afecta su calidad de vida y les genera gastos en la salud, sobre todo, de los más pequeños.

Para revertir esta situación, distintas organizaciones han empezado a promover una solución: la implementación de cocinas mejoradas en dichas comunidades. En el 2009, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), desarrolló un programa con el Ministerio de Energía y Minas para suministrar 25 mil cocinas a leña mejoradas a familias de diferentes regiones del Perú. De esta manera, las familias beneficiadas podrían cocinar en menos tiempo y con menos leña, así como reducir la emisión de gases y la exposición al humo gracias a la incorporación de una chimenea. Como este proyecto, otros más empezaron a abastecer con cocinas mejoradas a los hogares rurales del país.

Maria Pia Medicina, quien trabaja como Analista Senior de Comunicación Estratégica en el Fondo de Acceso Sostenible a Energía Renovable Térmica (FASERT), conversó con nosotros para contarnos más sobre este tema tan urgente para las zonas rurales del Perú. A continuación te dejamos la entrevista:

P: ¿Cómo suelen cocinar las familias peruanas de zonas rurales?

R: En el Perú  dos millones y medio de hogares que no tienen acceso a mecanismos de cocción moderna a nivel nacional, de los cuales más de un millón y medio se ubica en zonas rurales (ONU Energía, 2014). Tradicionalmente, las familias rurales cocinan en fogones de tres piedras, siendo la leña su principal combustible.

P: ¿Qué problemas de salud traen estos métodos tradicionales de cocina?

R: Los métodos tradicionales de cocina aumentan el riesgo a sufrir quemaduras al cocinar, emiten humo contaminando el aire y el ambiente, lo que pone en riesgo la salud familiar. La exposición al humo puede provocar enfermedades respiratorias, dolores de cabeza y de garganta, molestia y picor en los ojos, malestares debido a la mala postura al cocinar, entre otros. Estos riesgos aumentan al considerar que en el ambiente de la cocina pueden están los niños pequeños o que aún están bajo el cuidado de la madre, encargada de cocinar.

P: ¿Qué propone la tecnología para ayudar a estas familias?

R: Las cocinas mejoradas son estructuras que permiten una combustión eficiente, y representan un aporte significativo a la mejora de la calidad de vida de las familias que no tienen acceso a tecnologías modernas de cocción.  Actualmente, en el Perú hay una oferta importante porque pueden ser fijas (construidas en el interior o el exterior de la casa), móviles, e inclusive portátiles. Todas reducen el gasto en combustible (principalmente leña o bosta), facilitan la comodidad y seguridad al cocinar, disminuyendo significativamente la emisión de humo.

Además, el empleo de cocinas mejoradas conlleva un beneficio adicional: aminora drásticamente la emisión de gases de efecto invernadero (cada cocina mejorada evita 0,55 toneladas de emisión de CO2 por año). Al realizar una combustión eficiente, se ahorra en el consumo de leña, siendo un aporte a la economía familiar y una contribución a la depredación de bosques, algo que ya tiene un valor en el mercado internacional del carbono.

P: ¿Cómo se puede acceder a estas mejoras?

R: Algunas familias acceden gratuitamente a través de programas nacionales como Foncodes, o de gobiernos regionales, municipales e instituciones sin fines de lucro. Por su parte, iniciativas como el programa Energising Development y FASERT (financiado por EnDev e implementado por IICA) promueven el mercado de las cocinas mejoradas. Entre otras cosas, impulsamos la creación de redes de trabajo, alianzas entre emprendedores y las entidades de crédito locales para que se facilite el acceso a crédito de las poblaciones que no pueden adquirir su cocina por sus propios medios, entre otras actividades.

P: ¿Cómo van con la difusión de este problema? ¿Qué dificultades han tenido?

R: Romper las barreras culturales es el mayor reto, pues hay una resistencia para cocinar con nuevos métodos. Existen iniciativas que subsidian la instalación de las cocinas mejoradas, y en estos casos la aceptación es mayor, pero requieren un trabajo de sensibilización fuerte para adoptar la tecnología. Bajo el modelo de mercado, la gran parte de la población rural no tiene acceso al crédito para adquirir una tecnología. Por eso es importante trabajar con la red de Empresarios de Tecnologías de Acceso a la Energía, promovida por EnDev y FASERT, ellos trabajan coordinados con entidades de financiamiento que desarrollan productos crediticios para estos casos.

Por : Estar Bien

"Una vida llena de bienestar, es una vida sana y feliz y eso es, sin duda, una vida mucho más fácil." Somos una iniciativa de RIMAC que apuesta por esa convicción y quiere compartirla con todos los peruanos. Porque estamos convencidos que en la vorágine de la vida diaria, no hay nada más importante que bajar un poco la velocidad, aprender a escuchar al cuerpo, al corazón y a la gente que nos rodea; para encontrar ese bienestar que todos buscamos.

    Comentarios