Los mejores lugares para hacer deporte de aventura en Lima o alrededores

Blog Single

Cuando se trata de hacer deportes de aventura no hace falta ir muy lejos, pues Lima y sus alrededores están llenos de sitios cuya geografía permite realizarlos.

Si estás en busca de una buena descarga de adrenalina, entonces esta nota es para ti, pues te traemos una lista con los lugares donde podrás hacer las mejores actividades extremas y sin salir de Lima.

Parapente y ala delta

A la altura del tramo de la Costa Verde perteneciente a Miraflores se encuentra el Parque Raimondi en cuya parte sur está el parapuerto, una zona donde podrás practicar parapente y ala delta. Ahí podrás lanzarte por el barranco y surcar la costa limeña desde las alturas, ver el hermoso paisaje y liberar todo ese estrés acumulado durante días. Si eres de las personas que va por primera vez no te preocupes, ahí encontrarás escuelas que te enseñarán desde cero y tus primeros vuelos serán con ayuda de un instructor. Y si ya tienes más experiencia, puedes hacerlo en solitario.

Canotaje

Si lo que quieres probar es la velocidad y la furia de las aguas, entonces debes visitar Lunahuaná. Ahí te espera el popular río Cañete, ideal para practicar canotaje. Si aún eres nuevo en el tema, se recomienda ir entre los meses de mayo y octubre, temporada en la que el caudal del río está al mínimo. Pero si eres de los experimentados, entonces ya sabrás que la mejor temporada para ir a Lunahuaná es a fines de año y verano (noviembre y abril), cuando las aguas del río están a su máximo caudal.

El canotaje es un deporte que puede practicarse todo el año, pero siempre hay que tener presente el nivel de dificultad, que varía por temporadas.

Entre mayo y octubre se puede realizar canotaje con mucha seguridad, debido a que el caudal del río se encuentra en a nivel I y II, los más bajos.

Entre noviembre y abril el caudal del río aumenta y el nivel llega al III y IV, los más altos.

Canopy

Lunahuaná no solo es muy popular por la práctica de canotaje, también por otro deporte extremo, el canopy. Cuando llegues al lugar solo verás un largo cable en lo alto que cruza el río y está asegurado de extremo a extremo, una polea y un arnés esperando por ti.

Estando ahí ya dependerá de ti que ruta elijas, porque hay varias y para todos los gustos. Existe una larga y una corta, cada una conocidas por los nombres de aves.

En la ruta corta encontramos al 'cormoran', de 350 metros, y al 'carpintero', de 400 metros. Ambas cruzan el río, solo que la primera es de ida y la segunda de regreso. Si quieres más adrenalina, entonces la ruta larga espera por ti. Comprende una distancia de 500 y se le conoce como el 'vencejo'. Luego está la que se conoce como el 'águila', que se extiende por 900 metros.

Puenting

A solo un par de horas del centro de la capital, en dirección al este, se encuentra el puente Autisha, ubicado en la cuenca del río Santa Eulalia, en el cañón de Autisha (valle de Santa Eulalia). Este es el lugar preferido por muchas personas para practicar puenting.

Saltar desde ese puente tan alto al vacío y sentir la adrenalina mientras se va cayendo muy rápido. Es lo que quizá tu cuerpo y mente necesitan, pero no lo sabrás hasta que no lo hagas y vivas en carne propia esa emocionante experiencia.

Rapel

Existen diferentes puntos en Lima donde se puede practicar este deporte, que consiste en descender por una superficie vertical rocosa con ayuda de cuerdas muy resistentes. La adrenalina está presente a cada segundo.

El cañón de Autisha, en el valle de Santa Eulalia, es un buen lugar para hacer rapel y si sobra el tiempo, también puenting, así como en las Lomas de Lúcumo, cerca de Pachacamac y también en el distrito de Sayán.

En San Jerónimo de Surco, Huarochirí, se encuentra la catarata de Huanano otra zona perfecta para el rapel. Ahí puedes hacer el descenso junto a la hermosa y refrescante catarata natural o si lo prefieres, puedes bajar por la misma catarata. Tentador ¿verdad?

Por : Estar Bien

"Una vida llena de bienestar, es una vida sana y feliz y eso es, sin duda, una vida mucho más fácil." Somos una iniciativa de RIMAC que apuesta por esa convicción y quiere compartirla con todos los peruanos. Porque estamos convencidos que en la vorágine de la vida diaria, no hay nada más importante que bajar un poco la velocidad, aprender a escuchar al cuerpo, al corazón y a la gente que nos rodea; para encontrar ese bienestar que todos buscamos.

    Comentarios