Blog Single

Descubre cómo evitar "saltarte" los ejercicios tediosos de tu rutina

Blog Single

Ponte de pie, deja las excusas de lado y cumple con esos ejercicios que prometiste realizar en Año Nuevo. Lo sabemos, en ocasiones el exceso de trabajo o el cuidado de los hijos pueden dejarte exhausto y sin fuerzas para ir al gimnasio o dar unas vueltas en el parque, aun así puedes encontrar un tiempo dentro de tu agenda para ejercitarte.

Un claro ejemplo son estas cinco ocupadas personas, entrevistadas por Mens Health, que encontraron la forma de realizar sus actividades diarias y dedicarle un poco de su tiempo a entrenar:

Realiza un plan y cúmplelo

Prediman Krishan Shah es director del Centro Oppenheimer de Investigación sobre la Ateroesclerosos del Centro Médico Cedars Sinai (Los Ángeles, Estados Unidos) y se ejercita durante una hora los fines de semana, días en los que su agenda no está muy cargada. Lo primero que hace son pesas por 30 minutos, luego usa la elíptica por otros 20 y termina su rutina con 10 minutos de estiramientos en el suelo.

Pero eso no es todo, durante la semana, se ha comprometido a ejercitarse dos veces por 30 minutos antes de cenar. Su secreto es tener un plan bien detallado y comprometerse a cumplirlo.

Él recomienda buscar espacios cotidianos para mantenerse activo, por ejemplo, cuando tiene que subir o bajar varios pisos no usa los ascensores, sino las escaleras. "Subir unos cinco pisos diarios es un entrenamiento bastante bueno que realizas durante el día", asegura.

Busca un compañero

Dos son las claves que el doctor Alexander Koch, profesor de ciencias del ejercicio en la Universidad Lenoir-Rhyne y coach, encontró para mantenerse ejercitado.

La accesibilidad: él convirtió su cochera en un gimnasio para jamás tener que usar la excusa de "la falta de acceso" para no entrenar.

Un compañero: tener alguien con quien entrenar es una buena forma de ser constante, además es más divertido.

Variar la rutina

El dermatólogo Adnan Nasir es consciente de que repetir la misma rutina puede llegar a aburrirlo, es por ello que siempre está cambiándola. Hay días en los que el tiempo le queda muy corto. Cuando eso ocurre, él realiza una rutina de alta intensidad por 7 minutos, que es equivalente a hacer un entrenamiento tradicional por 45 minutos.

Aprender a priorizar

El bienestar propio es lo que Bill Hartman, especialista certificado en acondicionamiento y fortalecimiento físico, pone en el primer lugar de su lista de prioridades. Por ello, lo primero que separa en su agenda es tiempo para él y sus entrenamientos, luego sigue el trabajo y finalmente otras actividades. Organizarse de acuerdo a prioridades hará que se tenga tiempo para todo y, además, ayudará a manear las preocupaciones, estrés y fatiga.

Fuente: Mens Health

1.4 | 12

    Comentarios